31 de octubre de 2020

Migración: Ninguno de los niños haitianos estaba con sus padres; hay tráfico de órganos

El director nacional de Migración, Marcel Rivas, explicó al programa Buena Noche de OPINIÓN que encontraron que hay violencia en la red, principalmente con las mujeres.

Haitianos que llegaron y fueron aislados en Cochabamba. DICO SOLÍS

“Ninguno de los niños que fueron encontrados con ciudadanos haitianos, ingresados al país de forma irregular, estaba con sus padres”, alertó el director nacional de Migración, Marcel Rivas, al relacionar el hecho con trata y tráfico de personas por motivos un negociado con órganos.

Rivas, quien fue entrevistado en el programa Buena Noche del periódico OPINIÓN, señaló que existen muchos indicios de la existencia de violencia extrema en este grupo.

Desde agosto hasta septiembre, fueron retenidos 142 haitianos entre hombres y mujeres adultos y niños. “La mayoría es mujer. En el operativo del 19 de agosto hemos encontrado en las damas ue tenían serios signos de violencia. Una de ellas tenía el ojo tapado (hinchado y moretes). Todos los niños estaban indocumentados, sin pasaporte ni DNI (identificación)”.

Especificó que los ciudadanos cuando fueron entrevistados decían que no tenían documentos y que solo uno hizo “aparecer” un papel. “Los niños menos, ninguno estaba con sus padres, lo máximo que habían era una relación familiar muy lejana. Daban sus nombres y no coincidían con los apellidos. La presunción es que eran manejados, presuntamente para tráfico de órganos”.

Señaló en uno de los operativos realizados por Migración en la frontera con Chile, en Pisiga, encontraron a tres ciudadanos que caminan en las calles y que al ser abordados por la Policía empezaron a correr. Dos escaparon, pero uno de ellos cayó en una vereda, se desvaneció y falleció. Tras el examen forense encontraron que quedaba en su cuerpo restos de droga. “Seguramente era transportador (mula) y dejó la carga, pero se ha debido quedar algún resto que ha provocado su muerte”.

En el programa Buena Noche fue consultado si existen bolivianos implicados en la banda internacional. Rivas confirmó que dos personas, choferes, estaban transportando a los haitianos.”Hemos encontrado a uno en Puerto Quijarro (provincia Germán Busch, de Santa Cruz) y nos llamó la atención que siendo parte de un sindicato de transporte del Chapare (Trópico de Cochabamba) se encuentre fuera de su territorio”.

Finalizó que está activida una red criminal que está traficando con personas, en este caso con haitianos. La ruta es Chile, Bolivia y Brasil, y viceversa.

| OPINIÓN