23 de septiembre de 2021

Murillo rechaza vinculaciones con Lima Lobo y acusa al MAS de proteger al narcotráfico

El exministro de Gobierno, Arturo Murillo, en una carta pública, tildó como “infamias” las declaraciones del actual titular de esa cartera, Eduardo Castillo, quien lo vinculó al extraditado por narcotráfico Einar Lima Lobo.

“El titular de Gobierno, Eduardo del Castillo, denunció que yo en mi calidad de exminsitro, no cumplí con la determinación judicial para la extradición de Einar Lima Lobo. Frente a estas infamias debo comunicar lo siguiente”, indica Murillo en la carta.

El exminsitro aseveró que Brasil solicitó en 2017 la extradición con sello rojo de drogas de Lima Lobo y después de dos años, en septiembre de 2019 fue detenido y estuvo en la cárcel escasos tres meses, porque la Sala Constitucional del TDJ de La Paz ordenó que sea internado en una clínica privada de Santa Cruz.

“Dejo en claro que es el Gobierno del MAS que designó a las autoridades judiciales y favoreció a narcotraficantes considerados peces gordos. Es el caso de Pedro Montenegro, quien era buscado por Brasil desde 2015 y sostenía vínculos con la Policía como el excoronel Gonzalo Medina, íntimo amigo de Jhonny Aguilera, actual comandante interino”, señala la misiva.

Murillo asegura que “fue en mi gestión, a pocos días de asumir como ministro de Gobierno, que entregué a Montenegro a las autoridades de Brasil. Luego capturamos a Elba Terán Gonzales, hermana de Margarita, una alta dirigente del MAS, acusada de narcotráfico y con documentación personal clonada, pero ahora goza de libertad por decisión judicial”.

Continuó señalando que en abril de 2020 se aprehendió a Faustino Yujra, prófugo de la justicia por tráfico de drogas y acusado por terrorismo, pero la justicia también le otorgó la libertad.

“El Gobierno de Luis Arce entregó a Lima Lobo a la justicia de Brasil después de que salió a la luz el informe de Interpol que señala que este narcotraficante y su familia declararon en 2019 que pagaron 35 mil dólares al entonces jefe de la Felcc, Jhonny Aguilera, para frenar su extradición”, apuntó Murillo.

“Aguilera tiene la protección del MAS y busca halagar al Gobierno para ascender a general, tal como hizo cuando planifico el falso caso terrorismo”, indicó.

Concluyó señalando que no permitirá que el MAS reescriba la historia como intenta hacerlo “cambiando el monumental fraude por una falsa teoría de golpe de estado”.

| LOS TIEMPOS